sábado, julio 05, 2003

Caigo al fondo del absurdo y me percato: el radio sigue prendido, ¿Desde cuando?. El radio informa, que dos mujeres han muerto, firmaron un pacto suicida y sucumbieron. Me parece un acto extemporaneo, aun asi, me estremezco. La noticia me deja descompuesta.

Fausto, te acuerdas?. Yo me acuerdo.

El contacto con la muerte siempre me lleva a ti, pienso en el miedo que me provocabas, en la angustia exasperante que me hacia vislumbrar una salida rapida e infinita, una posibilidad de fin. Despues lo abandone todo, a esa idea y a ti. Prometiste de rodillas seguirme a cualquier lado, incluso a ningun lugar. Yo desisti, es que, Fausto yo te hubiera amado siempre y te seguiria deseando incluso cubierto de gusanos. Pero tuve que elegir.
Sonaba como aparicion. Se habia ido desde hacia meses. Cuando regreso habia crecido descomunalmente. El cabello, negro, de seis metros, la envolvia en tres vueltas concentricas, y el rostro parco, livido y eterno parecia no recordar nada, ni una sola huella en ese rostro. y los pomulos turgentes y los cuencos de los ojos y las venas exhibiendose descaradamente, corriendo hacia la superficie.

El interior congelado, el pelo negro y el Yo irreconocible.
La boca centro de gravedad,
segundo ombligo que deja escapar el neuma.

BOCA. CENTRO. NEUMA
EL CALOR ES COMO OPIO, EL FRIO COMO PU?ALADAS

jueves, julio 03, 2003

Decido pasar mi lengua por el mundo. Tragarme tus globos oculares.
La he visto solo unas veces (contadas) cuando mis ojos y mi cerebro se abren y llegan al mismo tiempo,
La he visto atraves del espejo y me doy cuenta de que es ella, porque es mas palida que mi reflejo,
con ojos muy grandes e impavidos, me sostiene la mirada y veo como va apareciendo el sentido en cada uno des sus rasgos y como al verse sorprendida se mueve al mismo tiempo que mi reflejo, como busca suplantarlo, para no ser interrogada y la he visto callarse ante mis preguntas, fingir el habla.
Tenía la carteza de que aquella sería la ultima vez que le veria.
Entonces le dije: Me tengo que ir.

El respondió- Tú siempre tienes que irte.

Salí de allí. No llevaba reloj.




miércoles, julio 02, 2003

Cada 13 de abril el hueco generacional se inunda unos centimetros...

martes, julio 01, 2003

Hay algo extrano en mis recuerdos, en las fotos mentales que todos tienen de ciertos dias, ciertas situaciones, cosas que no quieren olvidar, las imagenes predeterminadas en mi cabeza, esas que decido no soltar, recordarlas mientras pueda corresponden siempre a situaciones desligadas de todo sentimiento y emocion, claro que existen miles de recuerdos en mi cabeza, pero son recuerdos no decididos de antemano. Los unicos recuerdos que he decidido son dos, el primero es la imagen de un globo perdiendose en el espacio, elevandose, un globo que ni siquiera se de quien era, esa imagen la vi a los tres anios y decidi no dejarla ir nunca, la otra es de hace algunos meses y solo es un fragmento azul, creo que de cielo (porque decidi olvidar todo contexto) de un azul politonal, solo un cuadro azul, esos dos son mis unicos recuerdos.

No entendemos las calles y aun asi las pisamos. Pensar que es imposible no caer en el nihlismo y la misma idea de pretender que entiendo la idea-concepto de "imposible" me hace cuestionalo todo, pero lo hago a traves de algo inservible: el lenguaje. Estamos enfermos, si pero mas alla de una enfermedad infecciosa, mas alla de la ambicion, del desatino, del sexo, del letargo, del opio, mas alla del alla y ya no buscan la cura, ni piensan en ella.

Me equivoque cuando pense que ya no tenia un perro mordiendome por dentro, el perro, la rata, el escozor esta alli, y me roe incansablemente. y lo he pensado muchas vecces y se que encontramos las respuestas, las curas, los filtros, las pociones y no nos gustan, porque estamos demasiado acostumbrados a que todo sea dificil, lo evidente solo nos seduce a atraves de una pantalla, evitamos hacer cualquier esfuerzo, corremos en actos ridiculos, vivimos en el ocidente basado en la necesidad en el faltante, en la busqueda falsa de "buscar encontrando", somo imbeciles, nos damos de listos y todo destello de claridad se confina a la brillantez de un anuncio publicitario.

No quiero a la filosofia como un consuelo, ni expresarme a traves del lenguaje, porque ello es puro pretender.


La mujer imposible esta obsecionada con el lenguaje, se preocupa por la sintaxis, se muere por la gramatica. Tiene la saliva dulce, pero espesa como lava. Entre sus manias se cuentan su adiccion a los cigarros, llorarlo todo a destiempo y su tendencia enfermiza a dejarse a arrastrar por lo extrano. Se hace adicta (en su afan de consumirse) ,los olores, a la sinestesia, al tedio, al dolor y a las decepciones, y simplemente no puede evitarlo, cuando menos lo piensa ya esta de lleno en las situaciones, se corta la cabeza, su razon sucumbe porque al menor movimiento, ella, le aprieta el cuello.

Huelo a sangre, a carne abierta, si no fuera yo, me seguiria el rastro.

Los dos asentimos y decimos: si, fue demasiado, demasiado. Una sonrisa cordial se nos hiela en el rostro.
Mi corazon le tira punetasos a mi pecho, trata de distraerme, de que olvide lo evidente. La sonrisa nos dice que estamos vencidos, despues de todo, si, el mundo era mas fuerte.

lunes, junio 30, 2003

El no debía haberse llamado Fausto, debió haber nacido en otro lugar, no ser mi hermano, el debió ser un hombre honorable, dejar las armas, ser humano, no llamarse Fausto. Dejar de ser Prometo, Orfeo, Dionisio y todo el Olimpo encapsulado en sus poros, en sus ojos en donde sea. El debió haber llegado en el tiempo y en el momento exactos, no lo hizo, llego después.

Es que tenia que hacerlo, ¿entiendes?, es como eso que te arde en a lengua, que no te deja caminar, que se te atraviesa al paso como pájar6s, como telarañas, como sogas. Es que tenia que hacerlo, levantar un teléfono extraño, marcar un numero, tratar de cerrar un círculo. Meter la aguja y dar la ultima puntada. Un dolor frágil, lento, se expande dentro de la línea, me llega solo un poco.

Siempre preguntas por que? Y siempre respondo, aunque no lo exteriorice, es que tenia que hacerlo, es como la ultima vez que tuve a Fausto, necesitaba sacarlo de mi psiquis y accedí a tenerlo dentro de mi cuerpo. Fausto era el mismo, sus manos, sus besos, pero era tan otro, y en medio de la cama pensé en el hielo, todo estaba congelado de mi lado, en el otro extremo el cuarto ardía, Fausto llovía, lloraba, llovía, se incendiaba y seguía. Asi, congelada, ese día, yo deje de quererlo.

Aunque tarde demasiado en sacarlo de mi sistema, me di cuenta que nuestro ultimo encuentro fue inútil, hacia mucho tiempo que mi cuerpo y sobre todo mis piernas ya no lo necesitaban.

Esa mujer tiene un oráculo en el vientre, una bala a mitad del cuerpo. Una bala que crece y me matara en algunos años

Algo se me desborda dentro, me sobre pasa, ya no se que siento.

Grito su nombre, el silencio me golpea y resuena en mi cabeza el eco de mi voz.

No hay nada alli, solo 40 metros de goteras, lagrimas escurridas por las paredes y habitaciones inciertas. Nomas.
Me he sentido perdida muchas veces.Todas por el puro gusto de perderme.

Te topas con el absurdo y de repente, lo sabes todo y no tiene caso, porque el todo te obnubila, se te escapa. No tiene caso.

...ya no estaba segura de nada.

Se levanto,
bajo las escaleras,
se miro al espejo y
se dio cuenta:
Estaba muerto.

1998
Esta madrugada me recuerda a otras, cuando tu llamabas,entonces, todo estaba en otro lado, la vida pendiendo de un hilo, la respiracion agitada y tus palabras que podian explotarme los oidos. Todo cambio, tu estas del otro lado de la puerta, ya nada. Ya nada pende. No hay fantasmas.

domingo, junio 29, 2003

Romper y suturar las venas. Over and over again
Entre el ojo izquierdo (el unico que sonrie y que siempre lo hace tres veces) y mi mente, esta la imagen del hombre que mira peces. El hombre que se fuga de las fotos, que sale de los funerales, que se levanta a medianoche solo para mirar peces. Los invisibles y los rojos son sus favoritos, los primeros porque no encuentra, y los segundos... solo porque son inevitables, irremediables, escandalosamente tragicos, friamente terribles.

Verle podria crear una adiccion... a correr tras los sonambulos.