martes, enero 06, 2004

Algo se le mueve a Miss Violence muy adentro, pero todavia no sabe que le nacen navajas en el pecho.


Lo unico que escapa de sus labios, en un absurdo cuarto solo, es: Yo no sigo Ordenes. Quiza arderes, nada mas.