viernes, abril 27, 2007

Manglárica

profusa

nunca he querido las sobras

del Otro.
I

Quiero recordarte
esto es, quiero pensarte en pretérito,
siempre lejano, imperfecto,
con la belleza que da la niebla del tiempo muerto

Quiero pensar que eras la más brillante,
la mejor,
eufórica enceguecida,
amantísima,
(sólo eres hematopoyética)

Quiero pensar que las madrugadas llenas de furia
nunca han sido mías.
que el ahogo y las manos temblorosas no me han pertenecido.

Me has deshecho hoja por hoja, diente por diente y
molécula a molécula.

El perfume de tu sexo ya no justifica.

Me has desmontado, relojera inversa.

Quiero recordarte como un desastre ajeno.

Quiero recordarte,
Esto es, que todo el ahora vuelva cuando ya no sea cierto.


II

Quiero que estas palabras dejen de ser huesos rotos,
astillas.

miércoles, abril 25, 2007

Lo de hoy

La Asamblea Legislativa del Distrito Federal en pleno aprobó las reformas al actual Código Penal capitalino que despenalizan el aborto.
Los votos a favor de la nueva ley fueron 49, la mayoría provenientes de diputados de los partidos que presentaron la propuesta de ley original. En contra votaron 19 diputados, y hubo una sola abstención, la del diputado priísta Martín Olavarrieta.

Este nuevo instrumento legal, que fue propuesto por los partidos de izquierda y centro-derecha, entre ellos el Partido Revolucionario Institucional (PRI) y el de la Revolución Democrática (PRD), que gobierna la Ciudad de México y tiene mayoría en la Asamblea, permite la interrupción del embarazo hasta la duodécima semana de gestación, sin que para ello la mujer deba justificar su decisión.

La determinación de doce semanas es totalmente arbitraria, y esta arbitrariedad se plantea como un absoluto de ustedes los pluralistas
La ley anterior sólo autorizaba la realización del aborto, sin considerarlo un delito, en casos de violación, cuando se hubieran detectado malformaciones graves en el feto, o si la vida de la madre estuviera en peligro producto de su estado de gravidez.

Los legisladores del conservador Partido Acción Nacional (PAN), en minoría en la Asamblea, intentaron postergar el debate y la votación, presentando lo que aquí se conoce como una "moción suspensiva", pero ésta no tuvo éxito.

El diputado por el PAN, Ezequiel Letis Gutiérrez argumentó a nombre de la bancada de su partido, que el dictamen previo aprobado por las distintas comisiones legislativas que analizaron el proyecto de ley, contenía "vicios y errores" conceptuales que debían subsanarse porque "de no hacerse, representaría una violación constitucional".

Un maratón
La sesión fue maratónica. Duró siete horas y en la discusión participaron más de 20 legisladores, con posiciones a favor y en contra de la nueva ley.
El debate entre los legisladores fue intenso. Una de las diputadas panistas que intervinieron para defender la posición anti-aborto, acusó a quienes querían aprobar la ley de no poder sustentar jurídica ni científicamente la despenalización. "La determinación de doce semanas es totalmente arbitraria, y esta arbitrariedad se plantea como un absoluto de ustedes los pluralistas", dijo la legisladora Margarita Martínez.

La participación en el debate de la diputada por el PRD, Leticia Quezada fue una de las que más reacciones generó. Fue una intervención apasionada que concluyó con la frase "¡Aborto legal para no morir!"

Otra de las intervenciones que luego fue muy comentada fue la del diputado Leonardo Álvarez, del Partido Verde Ecologista de México (PVEM), quien dijo que durante la discusión de los detalles del dictamen, propondría que se incluyera en la nueva ley una regulación para que a la mujer que quiera abortar se le realice un ultrasonido, como una forma de hacerla cambiar de opinión.

Tensión en la calle
Durante todo el tiempo que duró el debate dentro de la Asamblea Legislativa, varios cientos de policías de la Secretaría de Seguridad Pública del Distrito Federal, formaron varias barreras humanas de contención en las calles aledañas, en el centro histórico de esta capital.
Una de esas vallas mantenía separados a los dos grupos de manifestantes que permanecían atentos a la discusión y a su resultado final.
No hubo violencia, pero si gritos y algunos insultos entre quienes defendían la opción del aborto y quienes se oponían a éste.

Los legisladores del PAN han dicho que presentarán una controversia constitucional ante la Suprema Corte de Justicia. Confían en que allí pueden ganar la batalla que perdieron este martes.

Algunos abogados constitucionalistas consultados por BBC Mundo dicen que el recurso no tiene oportunidad de prosperar, porque la nueva ley no plantea ninguna contradicción con lo establecido en la Constitución mexicana.

martes, abril 24, 2007

Soy sin subtítulos de ningún tipo.