lunes, junio 14, 2010

En la cama
Despierto, salgo y entro en la realidad. Es difícil describir lo feliz que me siento, la manera en que mis células han mutado a otra realidad. Ahora me siento nueva y feliz. Todo este recorrido esta plagado de voces y venas transfronterizas, las llevo a todas en el cuerpo, gracias a las mujeres de mi vida, de toda mi vida, a las que han devenido mujeres, a las que saben que las mujeres no nos reducimos a la biologia, a las que se han des-inscrito del género y se lo follan, gracias por el apoyo, el amor, la comprensión, las peleas, los dramas, el sexo, la felicidad, los consejos, la compañia, la extrañeza. Con todxs ustedes, y lxs que vienen, hasta la revolución.

No hay comentarios: