martes, julio 27, 2010

El placer

Salir por la mañana y recibir el viento en el rostro, deambular más que hacer gestiones. Saber que la forma del afuera obedece a la sensación del adentro. Camprar el periodico, beber cafe, recibir miradas y sonrisas. Ser feliz de que este rostro sea un mapa, una cartografía y hacerme cargo de ello. El placer de estar sólo conmigo sola.