jueves, septiembre 15, 2011

Pensando en la circulación incesante de saberes, poderes y cuerpos. En nuevas formas de representación somatolinguística que estén a la altura de las circunstancias y su complejidad.