lunes, noviembre 21, 2011

Una serie de preguntar arremolinándose en mi cabeza. Todas dialogan entre sí, quieren respuestas y al mismo tiempo se desdoblan como cajas chinas produciendo más preguntas. Un estado de confusión feliz, un hervidero, las venas y la cabeza conectadas, también la respiración. Estar aquí me llena siempre de sentimientos encontrados, supongo que es la geofrafía, supongo que el cuerpo se reconoce en los parajes del peligro y la seguridad altamente conocida. La vida es hermosa ahora. La vida es hermosa siempre, incluso en esta paz inquietante, en esta paradoja llena de preguntas. Aquí siepre tengo ganas de escribir.