martes, enero 17, 2012

El tiempo es algo maravilloso, por eso, le seguiré agradeciendo perpetuamente que se vaya.