lunes, diciembre 31, 2012

2012

Al 2012 le agradezco la serenidad del cuerpo propio, la sorpresa, los encuentros y el amor. Sobretodo, el amor en todxs sus formas.